La diabetes, una afección caracterizada por niveles persistentemente altos de glucosa en la sangre, se divide en dos tipos principales: la Diabetes Mellitus tipo 1 (DM1) y la Diabetes Mellitus tipo 2 (DM2).

Comparando las Distintas Características de la Diabetes Tipo 1 y Tipo 2

Diabetes tipo 1 (DM1)

Aunque puede manifestarse en adultos, la DM1 se observa con mayor frecuencia en jóvenes y niños. En este tipo, el sistema inmunológico ataca y destruye las células beta del páncreas, causando una falta total de insulina, hormona esencial para el transporte de glucosa a las células.

No es prevenible y sus causas exactas son desconocidas. Es crónica y requiere tratamiento de por vida. Los pacientes con DM1 necesitan inyecciones diarias de insulina o el uso de una bomba para regular sus niveles de azúcar en sangre.

Diabetes tipo 2 (DM2)

Aunque puede afectar a personas de todas las edades, la DM2 se desarrolla con mayor frecuencia en adultos y ancianos. La obesidad y el sedentarismo son factores que pueden desencadenar este tipo de diabetes. En la mayoría de los casos, las personas con DM2 pueden producir insulina, pero no en cantidades suficientes para un funcionamiento adecuado.

A diferencia de la DM1, la DM2 puede prevenirse con una alimentación saludable y actividad física regular.

Estas son algunas de las diferencias notables entre ambos tipos:

AspectoDiabetes Tipo 1 (DM1)Diabetes Tipo 2 (DM2)
CausaAutoinmunidadFactores de riesgo como obesidad y estilo de vida sedentario
TratamientoInsulina o bomba de insulinaPuede requerir medicamentos orales, insulina o cambios en el estilo de vida
PrevenciónNo preveniblePrevenible con hábitos saludables
Ambos tipos de diabetes pueden causar complicaciones a largo plazo si los niveles de glucosa en sangre se mantienen elevados, tales como problemas cardíacos, neuropatías y complicaciones visuales, entre otros.
Comparando las Distintas Características de la Diabetes Tipo 1 y Tipo 2
Comparando las Distintas Características de la Diabetes Tipo 1 y Tipo 2
Por eso, es fundamental buscar atención médica ante cualquier síntoma sospechoso y seguir las indicaciones del equipo médico para determinar el tipo de diabetes y el tratamiento más adecuado.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *