¿Qué es la diabetes gestacional? Entendiendo y Controlando la Condición durante el Embarazo

La diabetes gestacional es una forma de diabetes que puede manifestarse durante el embarazo en algunas mujeres.

Es muy importante comprender que esta condición no siempre indica que estaba previo al embarazo ni que tampoco continuará luego del parto.

Mayormente, el cambio del metabolismo en la glucosa termina al finalizar la gestación.

Origenes de la resistencia a la insulina mientras se cursa el embarazo

Durante la gestación, las hormonas sintetizadas en la placenta para el crecimiento del feto pueden interferir con la acción de la insulina de la madre, promoviendo la resistencia a la insulina y aumentando los niveles de glucemia.

Factores de riesgo

Algunas situaciones aumentan el riesgo de padecer Diabetes Gestacional, siendo más frecuente en mujeres con antecedentes familiares de diabetes, mayores de treinta años, con sobrepeso o que hayan tenido diabetes gestacional en embarazos anteriores.

Si tienes sobrepeso u obesidad y estás considerando el embarazo, se aconseja buscar la ayuda de un/a dietista-nutricionista para perder peso antes de concebir.

Consecuencias de valores altos de azúcar durante el embarazo

La hiperglucemia durante el embarazo puede acarrear consecuencias negativas tanto para la madre como para el feto, especialmente si no se controla adecuadamente tras el diagnóstico.

Estos riesgos incluyen infecciones de orina, aumento de la tensión arterial, parto prematuro, entre otros.

Diagnóstico

A partir de la semana 24 de embarazo, se realiza el test de O ‘Sullivan, donde la futura mamá consume una solución azucarada y, después de una hora, se realiza un análisis de glucemia.

Si el resultado supera los 140 mg/dl, el test es positivo.

En caso de un resultado positivo, se realiza el test de tolerancia oral a la glucosa (TTOG) para confirmar el diagnóstico.

Tratamiento y dieta para la diabetes gestacional

La dieta, diseñada por un dietista-nutricionista, se centra en controlar los alimentos que elevan la glucemia, asegurando que sea suficiente en energía y nutrientes.

¿Qué sucede tras el parto?

En la mayoría de los casos, después del parto y la normalización de las hormonas, la diabetes gestacional desaparece.

Un seguimiento médico y cambios en el estilo de vida pueden ser clave para prevenir complicaciones a largo plazo, como la diabetes tipo 2.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *